» Cocina » Recetas » Cómo Cocinar Setas: Fácilmente en casa. Trucos y pasos

Cómo Cocinar Setas: Fácilmente en casa. Trucos y pasos

Galería
Cómo Cocinar Setas: Fácilmente en casa. Trucos y pasos

Las setas son muy versátiles como acompañamiento, pero también pueden ser plato principal: cómo cocinar setas en una rica crema es muy sencillo, y se prepara en unos pocos minutos, apenas necesita preparación previa, y tiene muchos usos en la cocina. Como entrante, la crema de setas puede tomarse con cuchara como una sopa, y también puede servirse como una salsa más, tibia, acompañando un plato de carne o de verduras, tanto si queremos probar algo nuevo como si queremos sorprender a nuestros invitados.

Dificultad
Fácil
Instrucciones

Cosas que necesitas

  • Un brick pequeño de nata
  • 4 dientes de ajo
  • 1/2 litro de caldo
  • La parte blanca de un puerro
  • Aceite
  • Sal
  • Pimienta negra
  • 1 Kg de setas
  • 1 cebolla
  • Perejil
  1. 1

    Para la preparación, es necesario picar muy fina la cebolla: podemos usar también cebolleta, que le dará un sabor más suave a nuestra crema de setas, pero recomendamos usar cebolla para un sabor con más cuerpo. Picamos a continuación las setas: es importante lavar bien y enjuagar el cuchillo cuando cambiamos de alimento. Por último, picamos juntos el puerro y los ajos, y preparamos una sartén con un chorrito de aceite.

  2. 2

    En la sartén cuando el aceite empiece a humear, vertimos el contenido de los vegetales que hemos picado con anterioridad y rehogamos a fuego medio. Esperamos a que las verduras echen el agua y que la cebolla empiece a ponerse transparente, y añadimos la nata. Bajamos el fuego para que se vaya impregnando en todos los ingredientes. Aprovechamos para poner la sal.

  3. 3

    10 minutos después, vertimos despacio el caldo, a cucharadas, dejando que las verduras con la nata absorban poco a poco el caldo. Probamos el resultado periódicamente para rectificar de sal: si queda muy salado, vamos añadiendo un poquito más de caldo; si está soso, ponemos un poco más de sal.

  4. 4

    Cuando hemos obtenido una masa homogénea, apartamos la sartén del fuego, y esperamos a que se enfríe un poco. Cuando todavía esté tibia, la vertimos despacio en el vaso de la batidora, y vamos aplicando la hélice en la posición más lenta hasta que obtengamos como resultado final una salsa cremosa. La pasamos por el chino, y ya sólo nos queda añadir un poco de perejil picado para adornar.

  5. 5

    Una variante de esta salsa incluye un chorrito de vino blanco o jerez a la hora de vertir el caldo. Si sustituimos el aceite por mantequilla nos quedará aún más cremosa, e incluso podemos poner un quesito en la batidora a la hora de licuarla.

Comentarios
blog comments powered by Disqus