» Hogar » Jardín y Plantas » Cómo hacer un bonsai: Guía de cuidados correctos

Cómo hacer un bonsai: Guía de cuidados correctos

Galería
Cómo hacer un bonsai: Guía de cuidados correctos

Los amantes de la jardinería que desean dar un paso más en su formación y en el cuidado de jardines tienen al alcance de su mano aprender cómo hacer un bonsái de la forma más sencilla. La técnica en sí no es difícil de aprender ni llevar a la práctica: el único requisito imprescindible es la paciencia, ya que para que el usuario vea los resultados es necesario que pase suficiente tiempo. Este arte milenario, de origen oriental, está recomendado para reducir el nivel de estrés, ya que debe practicarse en completa abstracción de todo lo que no sea el cuidado del árbol, y dedicándole unos pocos minutos cada día es suficiente para obtener resultados óptimos.

Dificultad
Fácil
Instrucciones
  1. 1

    Si se decide crear un bonsai a partir de una semilla, se ha de comprar en un herbolario especializado, ya se trate de un olivo, que es la especia más frecuente, como de cualquier otra.

  2. 2

    Hay que plantar la semilla en una maceta, y darle los cuidados en cuanto a riego e insolación necesarios según indique cada semilla, ya que cada una de las plantas tiene unas necesidades diferentes.

  3. 3

    En este caso, las tres especies más recomendadas son el pino, el roble y el abeto: una vez que la planta haya brotado, hay que encaminarla hacia la orientación que se desee darle, mediante la poda selectiva de las ramas más alojadas del punto de insolación.

  4. 4

    Generalmente, las semillas han de estar dentro del agua un día antes de ser plantadas, e incluso es posible que en las instrucciones de plantado se indique que se debe partir la semilla previamente a meterla en la tierra.

  5. 5

    Si se opta por la técnica del esqueje, se ha de obtener un resto de una poda.

  6. 6

    Para que esta rama arraigue, el bonsái necesita dos tipos de temperatura: por un lado, una más calurosa en la base, de manera que se produzcan las raíces de forma rápida, y otra más fresca y ventilada en la superior, para que el crecimiento de las ramas se vea limitado.

  7. 7

    El esqueje ha de ser plantado el mismo día de la poda, para que el enraizamiento se dé cuanto antes y de forma natural, maximizando así las posibilidades de que la planta se aferre a la tierra donde se plante.

  8. 8

    Hay que rociar con fungicidas para matar los hongos una vez por semana, y regar con frecuencia en los primeros días.

  9. 9

    La tierra donde se plante ha de ser muy porosa.

Comentarios
blog comments powered by Disqus