» Hogar » Decoración » Cómo igualar colores: Instrucciones para obtener tonos

Cómo igualar colores: Instrucciones para obtener tonos

Galería
Cómo igualar colores: Instrucciones para obtener tonos

Igualar colores es sumamente importante para las personas que se dedican a la pintura artística o como parte de la industria de la construcción, así como para pintura automotriz y algunas otras labores. Aunque parece una tarea difícil, igualar colores no resulta tan complicado cuando se entienden los colores básicos, el origen de los secundarios y las diferentes combinaciones que se pueden hacer para obtener toda la gama de colores con ellos, pero también con la misma intensidad y tono.

Dificultad
Fácil
Instrucciones
  1. 1

    Identifique si se trata de un color básico el que desea igualar y cuál es la tendencia que tiene dicho color. Los colores básicos son el rojo, amarillo y azul, que al combinar dos de ellos en cantidades iguales producen los colores secundarios que son el verde, naranja y morado. Un color rojo puede tener tendencia hacia el naranja o hacia el morado, de lo que depende que colores utilicemos para igualar el rojo de que se trate, ya sea el amarillo en el primer caso o el azul en el segundo.

  2. 2

    Identifique la intensidad del color. Un rojo puro al máximo de saturación produce un color brillante que ya no puede incrementarse con más color rojo. Por otro lado, si se ve opaco puede igualarse añadiendo gris en la cantidad necesaria hasta que sean iguales. Lo mismo ocurre con los demás colores básicos y secundarios.

  3. 3

    Analizar el color a igualar para ver si es un tono claro u obscuro. Si el color que se desea igualar es un tono claro se añade blanco hasta alcanzar la tonalidad, en caso de ser obscuro lo que se requiere agregar es un color complementario, es decir aquel que se obtiene con los colores básicos distintos del color a igualar, en este caso el verde, que se obtiene con el azul y el amarillo, lo que le da el suficiente obscurecimiento al rojo dependiendo de la cantidad que se aplique. Algunas personas se ven tentadas a añadir el negro para oscurecer el tono, pero en este caso se aclara bajando la intensidad del rojo hasta llegar a un color rosado.

  4. 4

    Practique con diversos colores hasta confirmar que domina la técnica de igualación, procurando abarcar todo tipo de tonos y en especial aquellos que le resulten más complicados o extraños. Como en muchas otras cosas la práctica hace al maestro. Después de varios ejemplos comprobará que ha entendido en método y que le resultará cada vez más fácil igualar cualquier color y en menos tiempo.

Comentarios
blog comments powered by Disqus