» Hogar » Jardín y Plantas » Cómo plantar tomates: Todo lo que necesitas saber

Cómo plantar tomates: Todo lo que necesitas saber

Galería
Cómo plantar tomates: Todo lo que necesitas saber

Plantar tomates es un proyecto muy sencillo, sólo hacer falta tener un poco de tierra, semillas o una planta comprada en el vivero y algo de cuidados para poder disfrutar de estos exquisitos frutos repletos de vitaminas y minerales muy beneficiosos para la salud. A continuación, toda la información sobre cómo plantar tomates.





Dificultad
Fácil
Instrucciones

Cosas que necesitas

  • Agua
  • Fertilizante
  • Una pala
  • Semillas o planta de tomate
  • Turba
  • Tierra
  • Maceta
  1. 1

    Lo primero que debes elegir es la variedad de tomate que deseas cultivar, estas pueden ser determinadas o indeterminadas.
    La característica de la variedad determinada es que la planta crece hasta alcanzar una cierta altura y ahí se detiene, por lo tanto florecerá y dará abundantes frutos en un lapso relativamente corto de tiempo. Mientras que la variedad indeterminada es de crecimiento más lento lo cual hace que produzca sus frutos durante todo el año, por lo tanto esta sería la variedad recomendada si tienes paciencia para esperar su desarrollo.



  2. 2

    Si vas a comprar una planta de tomate en lugar de semillas, tienes que verificar que tenga un tallo recto y firme, con un grosor de un centímetro aproximadamente, que no posea más de seis hojas y sin flores. Además controla que la planta no presente ningún síntoma de enfermedades, como decoloraciones, motas, hojas marchitas o cualquier otro signo que te lleve a sospechar que la planta no está saludable.








  3. 3

    Si vas a sembrar semillas, deberías hacerlo en macetas con tierra y turba, que debe ser mantenida siempre húmeda, y es necesario colocarla en un lugar muy soleado. Cuanto más sol reciba la planta más tomates producirá.
    Si vas a plantar directamente una planta, necesitarás un suelo con un buen drenaje, al cuál deberías agregarle fertilizante. Lo ideal es que la tierra sea levementa ácida, con un pH entre 6.2 y 6.8. La planta debe recibir luz de sol directa y requiere ser protegida de los vientos fuertes.



  4. 4

    Una vez que la planta haya crecido lo suficiente y se vea robusta, es necesario trasplantarla a un espacio más amplio de aproximadamente 90 centímetros cuadrados. Lo primero que deberías hacer es regar muy bien el área antes de trasplantarla.
    Retira la planta de la maceta, en lo posible rompiéndola cuidadosamente, para retirar las raíces completas. Cava un agujero en la tierra de cinco centímetros más de profundidad que la maceta que la contenía, y coloca a la planta en él. Tápala con tierra y riega nuevamente. Si bien la tierra tiene que cubrir completamente la raíces, evita apisonarla para no dañarla.



  5. 5

    Cuando la planta crece demasiado y le es difícil mantenerse en pie es necesario podarla. Si las hojas se vuelven amarillas agrega nitrógeno a la tierra. La planta necesita ser fertilizada cada dos semanas con abono líquido diluido en agua, el cual debes colocar cerca de las raíces evitando el contacto con las hojas ya que estás se marchitan al entrar en contacto con el mismo.







  6. 6

    Si la planta está muy cargada de tomates, es necesario que la apuntales con la ayuda de estacas clavadas en la tierra, la cual deberías ir cambiando en la medida que la planta crece. También puedes adquirir en los viveros las jaulas para tomates que son útiles para envolver la planta, pero debes asegurarte que tenga el tamaño adecuado como para que la planta quepa cómodamente en ella.

Comentarios
blog comments powered by Disqus