» Cocina » Comidas y Bebidas » Cómo preparar un desayuno sorpresa: Aprende paso a paso

Cómo preparar un desayuno sorpresa: Aprende paso a paso

Galería
Cómo preparar un desayuno sorpresa: Aprende paso a paso

Muchas veces pensamos en realizar el regalo perfecto pero es muy difícil elegir el artículo perfecto que obsequiar por lo cual una idea muy original es la de obsequiar un desayuno sorpresa.

Preparar este tipo de obsequios para sorprender de ésta manera a un ser querido por algún motivo especial puede transformarse en una tarea muy agradable, novedosa y divertida que puede ser planificada en algunos sencillos pasos a seguir.

Dificultad
Fácil
Instrucciones

Cosas que necesitas

  • Leche en polvo
  • Mate
  • Manteca o margarina
  • Tostadas
  • Facturas o galletitas
  • Azúcar o edulcorante
  • Servilleta
  • Yerba
  • Mermelada o dulce de leche
  • Leche chocolatada
  • Agua caliente
  • Bandeja
  • Termo
  • Cuchara
  • Café o saquito de té
  1. 1

    Decidir el lugar y la fecha donde se va a entregar el desayuno sorpresa.

  2. 2

    Reunir los materiales imprescindibles para tener todo lo que se necesita para incluir en la bandeja de presentación teniendo en cuenta el tipo de desayuno que se va a servir de acuerdo al gusto de la persona agasajada.

  3. 3

    Preparar la bandeja con tiempo de antelación prestando atención al momento en el que la persona agasajada despierta por la mañana para evitar hacerlo con mucho o poco tiempo de margen.

Consejos y Advertencias
  • Es muy importante la presentación del desayuno sorpresa ya que se puede tomar un tema en particular como ser un cumpleaños, aniversario o fecha particular y desarrollar el desayuno acorde al mismo.
  • La bandeja puede incluir diferentes tipos de desayunos ya que si el agasajado prefiere el mate la bandeja puede contener un termo con agua caliente, el mate, la yerba, servilletas y unos bizcochitos o facturas además de mermeladas o dulces a elección de la persona destinataria del obsequio. En caso de gustarle el té o el café la bandeja debe estar provista con una tetera o cafetera con agua caliente o café, una taza con su respectiva cuchara, azúcar o edulcorante, servilletas y comestibles como ser facturas, galletitas, dulce de leche, mermelada, manteca o lo que sea del agrado de la persona que recibirá el desayuno.
  • Si se trata de un niño o niña a la bandeja del desayuno se le puede agregar una taza con su personaje preferido, una cuchara, mermelada, manteca o dulce de leche, tostadas, galletitas o facturas, leche chocolatada, té o leche en polvo, azúcar o edulcorante. También se pueden incluir tortas, muffins o alfajores de maicena. Un detalle para tener en cuenta es la inclusión de un juguete sorpresa lo que hará del desayuno algo muy especial.
  • Tener en cuenta si la persona agasajada es alérgica a algún alimento para evitar posibles reacciones alérgicas.
Comentarios
blog comments powered by Disqus