» Salud » Cómo prepararse para el parto natural paso a paso

Cómo prepararse para el parto natural paso a paso

Galería
El parto natural

El momento del parto es una situación muy importante para la mujer, sobre todo para aquellas madres primerizas, proporciona a la vez muchas ilusiones pero también muchos miedos, al enfrentarte a algo tan desconocido del que únicamente dispones de las diversas experiencias de tus seres más llegados, experiencias que a veces son buenas y otras no lo son tanto.

Si has decidido tener un parto natural debes saber que hay algunos métodos con los que se consigue mitigar el dolor, facilitando así la tarea del parto, al reducir la tensión acumulada en ese momento que dificulta la salida del bebé.

Aquí encontrarás todos los detalles que debes tener en cuenta para saber cómo prepararse para el parto natural paso a paso, sin que falte ningún tipo de detalle.

Dificultad
Fácil
Instrucciones
  1. 1

    Antes de nada debes elegir el médico adecuado para que te asista durante todo tu embarazo así como el lugar adecuado, que puede ser un hospital, que es lo más común, pero lo ideal en el caso de parto natural sería acudir a algún centro de nacimiento, en el que podrás organizar las cosas como tu quieras y en el que se centran en proporcionarte una experiencia única e inolvidable haciéndolo todo mucho más familiar.

  2. 2

    Tienes que comunicarle a tu médico la intención de tener un parto natural, para que te oriente de las técnicas utilizadas y la posibilidad de tomar algún calmante para el dolor.

  3. 3

    Puedes elegir una matrona para que te guía durante todo el proceso del parto o ser asistida por las propias enfermeras del hospital, las cuáles no conocerás hasta el momento del parto.

  4. 4

    Puedes asistir a clases prenatales, en las que encontrarás a profesoras especializadas en partos naturales que te enseñarán a reconocer el momento exacto del parto y algunas técnicas para enfrentarlo de la mejor manera y a controlar tu respiración durante el momento del parto.

  5. 5

    Debes tener en cuenta que la naturaleza a veces se comporta como no esperas y precises de alguna intervención quirúrgica que haga imposible soportar dicho dolor o que el parte se haga mucho más largo e inaguantable, por ello debes estar dispuesta a recibir algún tipo de medicación en dicho caso, por tu salud y la de tu bebé. Así evitarás una mala experiencia.

  6. 6

    Tienes que aprender a controlar tu respiración e imaginar sitios idílicos que te proporcionen tranquilidad.

  7. 7

    Elegir la posición más cómoda en la que quieres dar a luz, puede ser de pie, en cuclillas, a cuatro patas, tumbada...

  8. 8

    Según las necesidades puede ayudar un masaje, la aplicación de calor o frío sobre aquellas zonas dónde tengas molestias, ( espalda, bajo vientre...)

Comentarios
blog comments powered by Disqus