» Cocina » Cómo conservar las mandarinas

Cómo conservar las mandarinas

Galería
Cómo conservar las mandarinas

Las mandarinas son una fruta llena de sabor que gusta tanto a adultos como a niños. Lo malo es que en el momento de la recolección empieza su etapa de maduración y descomposición. ¿Quieres que duren frescas y jugosas más tiempo? Con estos trucos y consejos que te voy a mostrar ahora conseguirás que todas tus mandarinas estén perfectas hasta dos semanas.

Dificultad
Fácil
Instrucciones
  1. 1

    Prepara todas las mandarinas para su conservación. Debes prestar mucha atención a la hora de sacarlas de su envoltorio o de su empaquetado. Selecciona y retira todas aquellas que estén blandas o que tengan zonas marrones o verdes. Eso significa que debajo de la piel de las mandarinas está comenzando el proceso de descomposición.

  2. 2

    Almacena todas las mandarinas a una temperatura de entre 8 y 12º. Intenta no poner las mandarinas en un lugar fresco y alejado de la luz del sol. El calor puede agilizar el proceso de deterioro haciendo que toda la fruta dure menos tiempo.

  3. 3

    Mantén las mandarinas en la bolsa o en la malla en la que vienen siempre y cuando ésta tenga orificios que permitan la circulación del aire. Si vas a conservar la fruta en el frigorífico escoge un cajón abierto en el que el aire pueda circular. Eso ayuda a prevenir la aparición de moho.

  4. 4

    No pongas las naranjas al lado de otras frutas. Algunas frutas como la manzana o el plátano tienen una hormona llamada etileno que aparece en el momento de la recolección. Esa hormona ayuda a conseguir que la fruta madure pero, en el caso de las naranjas, causa deterioro.

  5. 5

    Selecciona todas las naranjas que estén más viejas y ponlas en la parte de arriba. Así las consumirás antes y evitarás que se pongan malas.

  6. 6

    ¿Vas a hacer zumo con ellas? Recuerda que el zumo de esta fruta solo se conserva durante 48 horas. Tómalo antes de que se ponga en mal estado para disfrutar de todo su sabor.

  7. 7

    Revisa cada dos o tres días el estado de tus naranjas y mandarinas y retira todas aquellas que tengan moho o que estén blandas. De esa forma evitarás que ese proceso de descomposición se acelere.

Consejos y Advertencias
  • Si tienes alguna mandarina que esté blanda pero sin moho puedes tomarla. Eso no significa que esté mala, solo que es vieja. Pon todas las mandarinas que tengan ese aspecto blando y viejo en la parte de arriba de tu frutero para que toda los comensales las tomen antes.
Comentarios
blog comments powered by Disqus